LEUCEMIA, EL CÁNCER MÁS COMÚN ENTRE LOS NIÑOS EN COCHABAMBA

Periódico Los Tiempos, Cochabamba, 03/11/2017  - Sabrina Lanza.

Foto: Una niña agotada descansa en un sillón, después de recibir una sesión de quimioterapia. José Rocha.

La leucemia es el tipo de cáncer que más se presenta en niños y adolescentes de cero a 15 años de edad en Cochabamba, con el 55 por ciento de las consultas. Otros tipos de patologías comunes son los tumores y linfomas, según los registros del hospital pediátrico de referencia departamental Manuel Ascencio Villarroel. (Ver infografía).

El hospital recibió 165 pacientes con cáncer en consulta externa, la mayoría en niños de cero a 14 años, de estos, 86 con leucemia. El mayor número de diagnósticos de esta se encuentran entre los cinco a nueve años. Por otro lado, algunos residentes del oncológico pediátrico comentaron que además de las leucemias, los tumores en partes blandas se están haciendo comunes en las consultas de este servicio.

El médico y especialista en oncología pediátrica Elías Meneses manifestó que el incremento se debe a tres factores: aumento de la población, mayor sospecha de casos y detección por parte de médicos y, por último, la presencia de mayores contaminantes ambientales y alimentarios.

Entre los contaminantes destaca a los pesticidas, la radiación solar y la polución ambiental. También algunos conservantes y sustancias químicas como el benceno.

Añadió que evitar el contacto con este tipo de factores previene, en cierta manera, el cáncer. Sin embargo, remarcó: “Ayuda el evitar los contaminantes, pero existen muchos factores conocidos y desconocidos que no se pueden evitar, por ello es importante la detección precoz”. Descartó que existan regiones más vulnerables que otras para diagnósticos de leucemia.

Algunos dejan la lucha

El tratamiento contra leucemia puede durar hasta cinco años si se hace una detección temprana. Al recibir este diagnóstico, algunos padres luchan todo ese periodo de tiempo por recuperar la salud de sus hijos.

“Cuando los padres reciben el diagnóstico, es un cambio drástico para toda la familia. Empiezan a haber cambios y, en muchos casos, se rinden antes de tiempo”, mencionó la médico de planta del oncológico, Sonia Álvarez.

En ese sentido, una voluntaria de las Damas de Rosa, Cira Jungstein, destacó la importancia de generar información y concientización sobre el tratamiento de la leucemia y cómo los padres pueden sobrellevarlo. Las madres que siguen la lucha se vuelven expertas en la medicación de sus hijos, en sus composiciones y en los tiempos de dosis. Su vida personal cambia junto a la de ellos. Cada día ven modos de conseguir los recursos suficientes para pagar el tratamiento de sus hijos.

 52 niños con leucemia son tratados en el oncológico pediátrico, en los peores casos pueden pasar hasta tres semanas internados.

UNA INFANCIA MARCADA POR LA RESPONSABILIDAD

¿Cómo cambia la vida de un niño cuando se le diagnostican cáncer? “La vida se les complica en un inicio, pero después mejora en cierta forma: aprende a cuidarse, normas de higiene, alimentación, llega a ser muy valiente”, responde Beatriz Salas, responsable del Servicio Oncológico Pediátrico.

Las largas horas de partidos de fútbol, las golosinas y la gaseosa quedan atrás. El barbijo, el sombrero para cubrirse del sol y las dietas sanas forman parte de su rutina. A estos se suma “el cuaderno viajero”, como lo llaman en el hospital. Es una especie de comunicación entre los profesores del colegio regular y los pedagogos del centro oncológico.

“En ese cuaderno, los profesores escriben los temas que avanzan en la semana y así nosotros nos guiamos para nivelarlos”, explicó el pedagogo del servicio oncológico Edgar Vásquez.

En la mayoría de los casos, la quimioterapia deja sin defensas y fuerzas a los niños, lo que les impide asistir a la escuela con normalidad. Sin embargo, la lucha por seguir estudiando y no tener recaídas continúa en los niños pese a su cansancio.

http://www.lostiempos.com/actualidad/cochabamba/20171103/leucemia-cancer-mas-comun-ninos-cochabamba